• Nuevo

3D INK (OUTLET)

18,00 €
Impuestos incluidos

Antiguo filamento 3D INK. En perfectas condiciones de uso. Bolsa con el vacío como el primer día. Usado en tienda para nuestros proyectos.

El Acrilonitrilo Butadieno Estireno o ABS es un plástico muy resistente al impacto, utilizado especialmente en la industria de la automoción pero en ocasiones también en la doméstica.

El ABS se considera un termoplástico amorfo. Un termoplástico es un plástico que sometido a la exposición de temperaturas relativamente altas, se vuelve deformable o flexible llegando incluso a derretirse, mientras que cuando se enfría lo suficiente, se endurece.

Se le suele llamar plástico de ingeniería porque su elaboración y procesamiento es algo más compleja que en los plásticos comunes.

Color
Diámetro
Peso
Cantidad
Últimas unidades en stock

 

Política de seguridad (editar con el módulo Información de seguridad y confianza para el cliente)

 

Política de envío (editar con el módulo Información de seguridad y confianza para el cliente)

 

Política de devolución (editar con el módulo Información de seguridad y confianza para el cliente)

El ABS es un polímero compuesto por tres bloques, acrilonitrilo, butadieno y estireno por lo que se le denomina terpolímero.

Cada uno de los tres bloques aporta características distintas. El acrolonitrilo rigidez, resitencia a ataques químicos, dureza y estabilidad a las altas temperaturas. El butadieno, tenacidad a la temperatura cuando ésta es especialmente baja y resistencia a impacto; y el estireno, resistencia mecánica, rigidez, brillo, dureza.

Esta mezcla de propiedades hace que el producto final sea de gran aplicación en la fabricación de equipos pesados y aparatos electrónicos.

El ABS es un ejemplo de compuesto de materiales que con la unión de las propiedades de éstos busca ser una alternativa al desarrollo de materiales nuevos.

La resistencia del ABS a temperaturas extremas, especialmente cuando éstas son de bajo cero le convierten en un material especialmente interesante para entornos fríos, manteniéndose inalterable donde otros se vuelven quebradizos.

Además, el ABS absorbe poca agua y es fácilmente recubierto con capas metálicas pues es muy receptivo a los baños de metales.

El ABS es opaco y puede ser de color oscuro o marfil. Puede pigmentarse en la mayoría de los colores obteniéndose un buen acabado y no es tóxico, por ello que podemos encontrarlo presente en la mayoría de las piezas plásticas de los bloques de Lego o Bandai.

Este termoplástico puede ser extruido, moldeado mediante inyección, solapado y prensado. No es altamente infamable aunque mantiene la combustión. En caso de aplicarle un retardante de llama, el ABS puede ser incombustible.

En nuestro entorno diario, el ABS está presente en múltiples objetos rutinarios tales como carcasas de televisores, radios, ordenadores y equipos informáticos, así como en grapadoras o carpetas.

El ABS también se puede utilizar en aleaciones con otros plásticos, como por ejemplo el PVC, de cuya unión se obtiene un plástico de alta resistencia utilizado en la fabricación de televisores.

También se le puede añadir PTFE (teflón) para reducir su coeficiente de fricción, o compuestos halogenados para aumentar su resistencia al fuego.

Uno de los inconvenientes del ABS es su precio. No ser capaces de disminuir el coste de este material es lo que está haciendo que en los últimos años en algunos países de América Latina y EEUU, esté siendo sustituido por el Poliestireno de alto impacto, sobre el que hablaremos otro dia.

-ABS EN LA IMPRESIÓN 3D:

En el mundo de la impresión 3D, el ABS es uno de los materiales que en la actualidad más se utiliza para llevar a cabo los procesos de impresión. El ABS convive con otros materiales sustitutivos como el PLA y aunque sus aplicaciones son muy parecidas, uno es más indicado que otro según el objetivo.

El ABS está más indicado cuando se busca la fuerza en el resultado o cuando lo que se va a imprimir va a quedar expuesto a temperaturas extremas. Está disponible en un abanico más amplio de colores sobretodo por la buena tolerancia de éste a la pigmentación de sí mismo, aunque su precio es más elevado que el PLA. Algunos usuarios consideran que el ABS es más difícil de utilizar pero eso, es cuestión de opiniones.

1 Artículos